Noticias de Medioambiente.

Compartir en Facebook Compartir en Lindkedin twittear Más...

cat noticias

La decisión de Reino Unido de salir de la UE, podría dar lugar a un “debilitamiento de la normativa nacional” en materia de reciclado y de calidad del aire, según el informe The Brexit: Assessing the ESG Implications realizado por Sustainalytics, que analiza el impacto sobre la gestión medioambiental, la gobernabilidad y en lo social, de la salida del Reino Unido de la UE. De acuerdo con el informe “en dos materias, reciclado de residuos y contaminación del aire, hay indicios de que el Brexit podría conducir a un debilitamiento de la política nacional, lo que podría desincentivar a que las empresas británicas desarrollen programas en estas áreas”.

El informe advierte que una vez que Reino Unido salga de la UE, no tendrá que cumplir con el paquete de economía circular de la Comisión Europea, que incluye un objetivo de reciclado del 65% de los residuos municipales para el año 2030. Asimismo advierte de una “desaceleración” en las políticas de reciclado y señala que el estancamiento en los porcentajes de reciclado de residuos municipales, ya de por sí relativamente bajos en comparación con los de otros países de la UE, podrían sufrir aún más, ya que las pymes se distancian de las políticas mal incentivadas.

En el informe también se hace hincapié en que "cuando los ambiciosos objetivos de la UE para reducir los residuos y aumentar el reciclaje entró en vigor hace dos años, el Reino Unido empujó hacia atrás, insistiendo en que sería demasiado caro para las empresas cumplir. Una vez que las negociaciones para salir de la UE hayan finalizado -proceso que podría durar dos años- los legisladores del Reino Unido pueden recortar las regulaciones ESG (siglas en inglés para referirse a los ámbitos de medio ambiente, social y de gobernanza)".

En lo que respecta a la calidad del aire, el informe describe la lucha continua del Reino Unido para cumplir la Directiva relativa a la calidad del aire ambiente de la UE, que ya ha dado lugar a numerosas batallas en los tribunales. Afirma que con la salida de este país de la UE, se podría derogar la legislación vigente y relajar los estándares de calidad del aire.

Aunque todavía no se ha determinado cómo será la salida de la UE y todas las repercusiones que tendrá esta decisión, es indudable que habrá reorganización política. Ian Duncan, el único eurodiputado conservador por Escocia, presentó su renuncia sólo unas horas después de que se hiciera evidente que Gran Bretaña había elegido Brexit.

Mientras que las empresas y organizaciones se han comprometido a trabajar con el gobierno actual, y cada vez más fragmentado, para crear un panorama político que permitirá al Reino Unido prosperar fuera de la UE, los principales jefes de la ONU ya están advirtiendo que el compromiso del Reino Unido con el histórico Acuerdo de París podría ahora estar en duda.

La relajación potencial de las normas de calidad del aire son acordes a las conclusiones del nuevo informe de la Asociación Internacional de la Energía (AIE), que afirma que alrededor de los 6,5 millones de muertes prematuras que se producen cada año en todo el mundo pueden atribuirse a la contaminación del aire.

El informe pone de relieve que los países tendrán que superar un delicado equilibrio entre la salud pública y la confianza en el sector de la energía - que ha sido citado como la principal fuente de contaminantes del aire por el hombre.

 

Fuente: Fundación para la economía circular.

 

 
Boletín Novedades Ambientales

Colaboramos con:

Pregunta y Opina

Foro para Ambientólogos y otros Profesionales del Medio Ambiente