Noticias de Medioambiente.

Compartir en Facebook Compartir en Lindkedin twittear Más...

noticiasactualidadLa nueva "entidad internacional sin ánimo de lucro" surge con el fin de "impulsar los sistemas de almacenamiento de energía como clave para la evolución futura de las redes de electricidad europeas", según comunicado difundido hoy por la compañía Saft, que forma parte de esta asociación.

Un grupo de entidades europeas del sector energético, en el que hay fabricantes, centros académicos e instituciones públicas, ha acordado la constitución formal de la Asociación Europea de Almacenamiento Energético. Según nota de prensa distribuida hoy por el fabricante de baterías Saft, miembro fundador de la asociación, "esta entidad internacional sin ánimo de lucro pretende promover el importante papel que desempeña el almacenamiento de energía como clave para alcanzar un sistema energético sostenible, flexible y estable". Para Saft, la puesta en marcha de sistemas de almacenamiento energético tiene como meta el superar los tres grandes retos del sector: el equilibrio entre la oferta y la demanda; la gestión de las redes de transmisión y distribución, y la eficiencia energética.

Entre los fines que persigue, la asociación pretende convertirse en un "foco de influencia y competencia que unifique los diversos grupos que hasta ahora trabajaban en el campo del almacenamiento energético". Así, declara como su "principal objetivo" el estimular el desarrollo tecnológico y la innovación en el sector mediante la creación de una plataforma para la puesta en común y la divulgación de cada nuevo avance, así como para la coordinación de las actividades desarrolladas en cada país. Por todo ello, la asociación se propone actuar como portavoz del sector del almacenamiento energético en Europa. Según Saft, la creación de esta asociación es fruto de la iniciativa de un grupo de entidades líderes en el sector, tras participar como asesores en un proyecto desarrollado por la Comisión Europea. Su misión era encontrar un consenso en la creación de pautas de actuación, tecnologías y aplicaciones potenciales del almacenamiento energético que se ajusten a la Política Climática y Energética de la UE. La asociación trabajará de forma complementaria con otras organizaciones ya existentes como Iniciativas Industriales Europeas (EIIs) en el campo del SET-Plan y de otros consorcios público-privados. El SET-Plan cubre un importante número de áreas, como Energía Eólica, Energía Solar, Redes Inteligentes, Vehículos Eléctricos, Ciudades Inteligentes y Edificación Sostenible.


Contactos con la otra gran asociación mundial

Según el comunicado difundido hoy, "todos los representantes de la asociación son entidades relevantes a nivel europeo en el sector y trabajarán en colaboración con otras organizaciones a nivel mundial como ESA (Asociación de Almacenamiento Eléctrico) de Estados Unidos, en la promoción y divulgación de los beneficios derivados del uso de sistemas de almacenamiento energético en las redes de distribución eléctrica". Entre las principales actividades a desarrollar, la asociación asegura que estarán las de asesorar en el desarrollo de mapas de trabajo para la puesta en marcha de proyectos innovadores, así como gestionar asuntos financieros, económicos y legales. La asociación también pretende trabajar con todos los grupos de interés para integrar sus trabajos dentro de los modelos de negocio y los procesos de validación existentes a nivel europeo, estableciendo a su vez un modelo coherente para la introducción del almacenamiento energético en todo el mundo.


Miembros de la asociación

Los trece miembros fundadores de la asociación son Saft, Alstom, Dong Energy A/S, EDF SA, EnBW AG, Enel S.p.A, E.ON AG, GDF Suez SA, Hitachi Power Europe GMBH, Kema BV, Risø DTU, RWE AG, y Siemens AG. La asociación está buscando nuevos socios y confía en que un gran número de organismos institucionales e industrias europeas formen parte de esta plataforma en un futuro cercano. Saft se presenta como "el primer fabricante mundial de baterías industriales de níquel-cadmio y de baterías primarias de litio para múltiples mercados". El grupo también se presenta como "líder europeo en tecnologías especializadas de baterías para el espacio y la defensa". Saft está presente en 19 países y emplea unas 4.000 personas en todo el mundo. Tiene 15 plantas de fabricación.

 

Fuente: Energías Renovables

 
Boletín Novedades Ambientales

Colaboramos con:

Pregunta y Opina

Foro para Ambientólogos y otros Profesionales del Medio Ambiente