cat noticias

Las instalaciones del parque de naturaleza y animales Terra Natura Benidorm han acogido durante seis meses un estudio sobre los beneficios del compostaje de estiércol de rinocerontes y elefantes. El proyecto ha sido realizado por Carmen Alcaina Antolín, licenciada en Ciencias Ambientales por la UMH de Elche. La investigación ha concluido que los estiércoles procedentes de estas dos especies contienen más del 80% de materias orgánicas, y presentan un pH neutro, el más beneficioso para la proliferación de bacterias que ayudan a la recuperación de suelos empobrecidos por incendios y usos agrícolas.

ambientologa UMH rinocerontes elefantes Terra Natura Benidorm

El trabajo "Aprovechamiento de los residuos generados por elefantes y rinocerontes. Compostaje de los estiércoles" es una investigación en el tratamiento y valorización de los residuos orgánicos, procedente de estas especies y de la poda de palmera Washingtonia. El proyecto se ha realizado en dos fases: la primera ha tenido lugar en Terra Natura Benidorm con una duración de seis meses y la segunda, de tres meses, se ha dedicado al estudio de las muestras en los laboratorios de la Escuela Politécnica Superior de Orihuela, de la Universidad Miguel Hernández.

Tras la toma de muestras se realizaron cuatro analíticas en diferentes etapas del compostaje. La investigación concluyó que la materia orgánica producida por los rinocerontes es la más rica en propiedades beneficiosas para la tierra pese a que su dieta y la de los elefantes son similares (avena, alfalfa -el rinoceronte-, frutas y verduras como tomates, calabacines, pimientos y zanahorias entre otras hortalizas).

Los resultados han sido muy positivos. Según la legislación, para que un compost sea apto debe contener un mínimo del 40% de materia orgánica y según este estudio, el estiércol de estos animales contiene más del 80%, además de presentar un pH7 (pH neutro), el más beneficioso para la proliferación de bacterias que ayudan a la recuperación de suelos empobrecidos por incendios y usos agrícolas (como por ejemplo, el uso como sustrato de cultivo), mejorando de forma general la fertilidad física, química y biológica de los suelos.

Durante el estudio, la ambientóloga se ha visto sorprendida por la alta calidad de esta materia orgánica, hasta el punto de que en las zonas de muestreo crecían de manera espontánea calabazas, tomates y otras hortalizas. Según la información aportada por diversos zoos y la Asociación Ibérica de zoos y acuarios (AIZA) sobre las dietas animales, los zoológicos españoles producen anualmente 1.930 toneladas de estiércol de elefante y 438 toneladas de estiércol de rinoceronte susceptibles de ser aprovechados como excelente abono.

 

Fuente e imagen: Información

 

 
Boletín Novedades Ambientales

Colaboramos con: