Estás en Ciencias Ambientales España, ¿Conoces Ciencias Ambientales México ciencias ambientales mexico?

cat noticias

Proyecto Tierra en Mallorca y Can Tanca en Ibiza han recibido el mayor reconocimiento a la sostenibilidad energética a una edificación. Se trata del certificado Passivhaus Premium, que el instituto alemán del mismo nombre otorga a viviendas de baja demanda energética. Parece ser que Baleares se ha convertido en el refugio de la arquitectura bioclimática y las casas pasivas.

Proyecto Tierra Passivhaus

Passivhaus ha entregado el premio más alto de eficiencia energética y confort que se le puede otorgar a una edificación, el certificado Passivhaus Premium a Proyecto Tierra, en el municipio de Llucmajor, y a Can Tanca, en Sant Llorenç de Balafia, como reconocimiento a dos de las casas más eficientes del planeta (sólo cinco edificios lo tienen en el mundo, los otros tres están en Alemania). El instituto alemán Passivhaus certifica la baja demanda energética de las viviendas, que se traduce en un consumo de energía casi nulo que se cubre mediante energías renovables, convirtiéndose en edificios de muy bajo impacto ambiental durante su vida útil.

Proyecto Tierra

Tal y como indica el nombre del proyecto, la tierra es el material que le confiere a la envolvente y estructura un especial protagonismo, por su acabado interior cálido y natural, su magnífico comportamiento en la regulación de la humedad ambiente, así como por su gran inercia térmica.

En el proceso de estructura, la colocación del bloque de tierra compactada (BTC) se realizó dejando vistos los bloques en su cara interior, siendo ésta la principal dificultad para ocultar el paso de las instalaciones. Posteriormente se procedió al recubrimiento de la estructura por su cara exterior con lámina transpirable, siendo ésta la que realiza la función de hermeticidad, para continuar con la colocación de aislamiento de fibra de madera y finalizar con el recubrimiento del aislamiento con lámina impermeable transpirable. La protección de la envolvente se realiza con ladrillo de barro cocido tomado y recubierto con varias capas de mortero de cal, ofreciendo un acabado en tono y textura propios de la construcción tradicional de la zona donde se ha construido Proyecto Tierra.

Can Tanca

La vivienda de 210 metros cuadrados está diseñada mediante materiales renovables: la estructura está construida con madera que proviene de bosques sostenibles, el aislamiento también ha sido llevado a cabo mediante fibra de madera, y la grava utilizada se ha extraído de los edificios antiguos. Además, Can Tanca reluce por su sistema de energía renovable con base fotovoltaica, lo que le permite ser 100% autónoma. «El material que más predomina en la casa es la madera», explicó Oliver Style a la vez que dejó claro que, aunque la madera favorece al proceso y es renovable, es cierto que se puede construir una vivienda pasiva con cualquier tipo de material.

Requisitos Passivhaus Premium

Un edificio Passivhaus Premium, además de tener unas bajas demandas energéticas, debe contar con un alto grado de hermeticidad y producir cinco veces más energía de la que necesita. Energéticamente autosuficientes gracias a la energía solar, estas viviendas también cuentan con un sistema de ventilación de doble flujo con recuperación de calor, complementado con tecnología domótica para la optimización de la demanda energética.

De este modo, "Can Tanca dispone de un sistema domótico que centraliza el control sobre la climatización, la ventilación, la fotovoltaica y las persianas permitiendo su control remoto de una manera sencilla e intuitiva desde cualquier dispositivo móvil o PC", comenta Bega Clavero, arquitecta técnica de Progetic, ingeniería que ha participado como consultora Passivhaus de este proyecto. "Además se monitorizan los parámetros ambientales, lo que permite un riguroso análisis del comportamiento de la vivienda".

Las viviendas pasivas son una realidad y se ha demostrado que España tiene capacidad para construirlas. Y para quien en estos momentos está pensado en ello, una Passivhaus no implica grandes sobrecostes. "Estamos hablando de alrededor de un 5% o un 10% más sobre la misma construcción", aclaran desde Progetic, especializada en edificios de bajo consumo energético.

 

Fuente: modificado de El Mundo, Periódico de IbizaProyecto Tierra.

 

 


 
Boletín Novedades Ambientales

Colaboramos con: