La demanda de plástico reciclado (r-PET) está registrando una tendencia creciente impulsada, entre otros, por las nuevas exigencias regulatorias o los compromisos de sostenibilidad establecidos por las empresas, que en ocasiones llegan a ser incluso más ambiciosos.

En concreto, la Unión Europea ha establecido la obligatoriedad de que las botellas contengan un 25% de r-PET para 2025, una exigencia que no podrá ser cumplida por el mercado nacional según el informe ‘r-PET: la mejor solución para garantizar la circularidad de los envases’, elaborado por el Centro de Innovación y Desarrollo para la Economía Circular (CIDEC). El informe revela que existe un desajuste entre la oferta y la demanda del mercado de r-PET alimentario en España: para cumplir con la directiva europea, solo en el caso de las botellas, el sector necesitaría 54 kt de este material, mientras que la capacidad instalada de producción no supera las 35 kt.

En el caso español, el Gobierno ya está trabajando en una nueva Ley de Residuos y Suelos Contaminados que aprobará en los próximos meses. El anteproyecto de ésta recoge que el 30% de los envases deben contener plástico reciclado para 2030 -25% para 2025-. Una exigencia que, de continuar la tendencia, no sería posible cumplir con el r-PET actualmente disponible en España.

Por este motivo, se hace necesario el impulso de un mercado secundario competitivo de plástico reciclado nacional. Este estudio pone en relieve las numerosas ventajas de impulsar un mercado secundario de r-PET en España, tanto por sus impactos ambientales como por la oportunidad de crear empleos ligados a los procesos de reciclaje y las inversiones necesarias para renovar la capacidad industrial de nuestro país, en un contexto post-pandemia que lo hace más imprescindible que nunca ”, ha comentado Luis Morales, responsable de comunicación del CIDEC durante la presentación del informe.

Dada la importancia de la circularidad de los envases, el Ministerio para la Transición Ecológica acaba de abrir una consulta pública el primer Plan de Acción de Economía Circular, que contiene 112 medidas que se articulan en torno a 8 ejes de actuación -la gestión de residuos entre ellos- para implementar acciones en economía circular en España. Por otro lado, en el marco de los Fondos Europeos, el MITRED también ha lanzado una convocatoria destinada a obtener inversiones a proyectos que incentivan modelos de negocio más limpios y circulares en materiales clave como los plásticos.

Una vez entendida su problemática, el plástico es un material útil y valioso, una vez used, porque puede tener también numerosas vidas. El gran desafío reside en que todos comprendamos que ningún plástico debería estar destinado a un solo uso ”, ha explicado Juan Manuel Valverde, responsable de desarrollo de CIDEC.

Claves para la creación de un mercado de r-PET en España

Según el informe, si en España existe un mercado capaz de producir botellas 100% r-PET, además de neutralizar el abandono de residuos en la naturaleza, se ahorrarían 2,4 gr de CO 2 por cada gramo de envase. Esto se debe a que en la actualidad esta deficiencia de
r-PET nacional está siendo suplido con la utilización de PET virgen.

Para que este desajuste entre la oferta y la demanda de r-PET pueda traducirse en oportunidades, el informe propone medidas concretas para mejorar la eficiencia de los procesos de recogida y reciclaje en el mercado español. mi

ntre estas medidas, destinadas a las administraciones públicas, las empresas envasadoras y la gestión de residuos de envases PET, destacan la modificación del impuesto a los envases de plástico virgen no reutilizable para prever una exención en relación con el porcentaje de plástico reciclado que incorporen los productos o la mejora en los procesos de recogida del material que garantiza una mayor calidad, mejora de las especificaciones técnicas de los materiales recuperados y de los procedimientos de oferta del r-PET.

 

Contacto de prensa: Leticia Suárez Jurado (+34) 691434955