cat noticiasAlejandro Fábrega estudiante de Ingeniería Pesquera, en la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) de Ushuaia, María Fernanda Silva, Licenciada en Ciencias del Mar, de la Universidad de Magallanes, Punta Arenas (Chile) y Cristina San Emeterio Ocerin, Licenciada en Ciencias Ambientales, de la Universidad de Cantabria (España) son los tres jóvenes que con sus proyectos fueron premiados con un viaje a la Antártida, por la empresa Área Táctica y permanecerán allí hasta el próximo 27 de marzo.


Durante la conferencia de prensa en el salón Blanco de Casa de Gobierno muy emocionado el estudiante fueguino, Alejandro Fábrega, explicó que su proyecto tiene que ver “con las proteínas anticongelantes para que los peces en temperaturas bajo cero no se congelen y no se rompan los tejidos”. Ejemplificó con la fabricación de helados light, “sería poder comer un kilo de helados sin culpa y sería una aplicación tecnológica acá en Ushuaia”. Aclaró que “está proteína se usa en los helados light”.“Se me dio la posibilidad de conocer la Antártida con una experiencia de un proyecto de ciencias y cumplir con un sueño, que todo fueguino tiene y es muy costoso”, aclaró a EDFM.

Por otra parte, la joven chilena Fernanda Silva, explicó que la Universidad de Magallánica es la segunda vez que participa y aclaró que su proyecto con el que participa “es sobre un mejillónn y en los lugares donde está presente este bivalvo las especies deberían aumentar ya que sirve como alimento para otras especies. En cambio en los lugares donde no están presentes las distintas especies tendería a disminuir”. Aclaró que intenta “probar si esto se trata de un ecosistema y quisiera conocer si está presente en Ushuaia, porque desde el Ecuador hasta el Cabo de Hornos por Chile está presente y también hasta la Provincia de Santa Cruz por la costa Atlántica”.

Luego la española Cristina San Emetrio, licenciada en Ciencias Ambientales de la Universidad de Cantabria, contó que realiza un Máster y su tesis trata de un “estudio de la energía solar térmica en ambientes extremos para la obtención de aguas calientes sanitarias y sus posibles aplicaciones.  Lo que pretendo es mejorar la asistencia energética de las instalaciones solares térmicas y sus posibles aplicaciones orientada a la gestión del agua”. Asimismo, comentó que para el estudio de los solares térmicos, indaga sobre cuáles son los componentes y cómo en un ambiente extremo, como la Antártida se enfrenta  a estas temperaturas y estos cambios de radiación. “Quiero saber cómo se gestiona esta energía solar térmica, porque  el sol es nuestra fuente de energía, para ello buscaré información en el lugar, analizaré y plantearé las posibles alternativas para llevar a cabo este proyecto en la Antártida”.

Cabe recordar que los proyectos científicos que se presentaron fueron evaluados por una Comisión Científica integrada por representantes de la Universidad Internacional de Cataluña (España), de la Universidad Tecnológica Nacional (Ushuaia), y la Universidad de Magallanes (Punta Arenas – Chile).

Fuente: El diario del fin del mundo

 
boletin sobre

Colaboramos con: