El sector de la moda apuesta por el liderazgo de la mujer y la conciencia medioambiental

Para analizar la insólita situación que está provocando la COVID-19 en el mundo de la moda y el papel protagonista de la mujer en la dirección del sector, IMF Institución Académica ha celebrado una mesa redonda en formato digital. Con el título Mujeres influyentes en el mundo de la moda y su papel en el siglo XXI, ha contado con la participación de tres expertas: Regina Polanco, CEO y fundadora de PYRATES; Coro Saldaña, Senior Advisor en Startupbootcamp Milán; y Anna Cañadell, directora de Adquisición y cofundadora de BCOME, con la moderación del director del área de Moda de IMF Institución Académica, Ton Pernas.

IMF

Durante la sesión, Pernas ha expuesto la situación de crisis que está produciendo la COVID-19 en todos los sectores, y, por supuesto, en el textil. “En los últimos años, la demanda de producción ha crecido considerablemente por el fenómeno denominado fast fashion. Sin embargo, a raíz del estado de alarma decretado en China y el cierre de un alto porcentaje de sus fábricas, se puso en peligro la industria de moda y la producción masiva de ropa tal y como se realizaba hasta el momento para cubrir la enorme demanda a nivel mundial. Esto, sumado a la cancelación de desfiles en el último momento en las distintas semanas de la moda en las principales ciudades del mundo, trajo consigo un desplome importante para este sector”.

Ante ello, las participantes han coincidido en que la capacidad de adaptación es un must. “La pandemia ha propiciado que las empresas busquen maneras para reinventarse y soluciones para poder salvar sus negocios. La industria de la moda es un sector que tiene que estar constantemente actualizado, escuchar a sus clientes y ofrecer alternativas, y en esta época de la COVID-19 no iba a ser menos”.

Como posibles soluciones, destacaron cómo en este siglo XXI está cambiando el papel de la mujer y cómo están adoptando un rol de dirección y emprendimiento mucho más protagonista. “Al fin estamos consiguiendo la visibilidad que merecemos”, aseguraban. Y para ello, Coro Saldaña, Regina Polanco y Anna Cañadell quisieron poner en valor ese protagonismo como ejemplo de mujeres emprendedoras que han apostado por un sector que busca reinventarse continuamente, especialmente en época de crisis como la actual.

La importancia de cuidar el Planeta desde el sector textil.

Durante la jornada, la concienciación sobre el impacto que tiene este sector en el medio ambiente fue protagonista. Así, mientras algunas de las grandes firmas ya han optado por salirse del calendario exigente de colecciones anuales y eligen el modelo online para sus desfiles, otras empresas han centrado sus esfuerzos en cuidar el Planeta y están apostando por la moda sostenible con el fin de no producir en exceso.

Es el caso de Regina Polanco, quien con su firma PYRATES sigue una filosofía que utiliza elementos sostenibles para la producción de compras o trabajan diferentes fibras como remplazo para las sintéticas. “El mundo del textil nos puede cuidar y proteger, y es nuestra mejor armadura”.

Coro Saldaña, por su parte, ha animado a invertir en startups creadas por mujeres. “Gracias a la situación actual de innovación abierta está aumentando el emprendimiento femenino y es muy positivo para nuestro sector”. Y coincidía con Regina en cuanto a actuar de forma “responsable”, mientras aplaudía su iniciativa y la de Anna Cañadell.

Anna, desde BCOME, apuesta por un cambio radical en la forma de consumir moda. “Está totalmente obsoleta. La solución existe, porque hay tecnología e inversión y algunas grandes empresas lo están apoyando, como Accenture. La moda ha estado estática a nivel de industria, y debemos minimizar el impacto ambiental. Sin embargo, somos conscientes de que no existe un producto 100% sostenible”.

Para que este cambio se produzca en todas las empresas, Ton Pernas ha realizado un llamamiento a las instituciones: “Deben legislar de forma correcta para salvaguardar el medio ambiente, mientras que los consumidores deben ser más responsables con sus compras. De esta forma, las empresas no tendrán más remedio que ser ejemplares, porque tendrán que hacer productos ajustados a la legislación y a un consumo responsable por parte de los clientes, que serán quienes exijan a las propias marcas garantías de cómo se han fabricado los productos”. Y continúa: “Es el momento perfecto para ajustar la moda a las necesidades socioclimatológicas del Planeta. Debemos dar ejemplo y liderar la nueva etapa que necesita nuestra sociedad. Debe ser una obligación para un colectivo que, lamentablemente, perjudica de forma considerable al ecosistema” añade Pernas.

Y como soluciones, durante el evento se han propuesto varias iniciativas, como que sea obligatoria la etiqueta de impacto ambiental del textil o que incorporen la trazabilidad de los tejidos, como ya es obligatorio en el sector de la alimentación. IMF Institución Académica cuenta con un MBA de moda en formato online y semipresencial con un contenido completo y apoyado por masterclasses con marcas y diseñadores de primer nivel.

 

Contacto de prensa: Nayua Pérez/Cristina Cañadas 91 639 77 00

 
boletin sobre

Colaboramos con: