Evaluar las áreas marinas protegidas del levante siguiendo a los cormoranes moñudos

Leemos en ANSE un interesante artículo sobre un estudio de seguimiento de los cormoranes moñudos para evaluar las áreas marinas protegidas del levante.

cormoran ANSE

La Universitat de Barcelona (UB) y la Asociación de Naturalistas del Sureste (ANSE) trabajan conjuntamente para identificar las áreas de alimentación de los cormoranes moñudos del Levante español y sus interacciones con la pesca artesanal y la acuicultura.

Recientemente, ANSE y la UB han marcado siete ejemplares de esta especie con equipos de seguimiento remoto en dos localidades del Mediterráneo, Isla Grosa en la Región de Murcia e Illa de l’Aire en Menorca.

Este estudio pretende evaluar en qué medida las áreas de alimentación de los cormoranes moñudos quedan dentro de la Red de Áreas Marinas Protegidas (RAMPE), entre otras las Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA). Al mismo tiempo, otro objetivo fundamental del estudio es determinar los factores que modulan la interacción entre esta especie y la flota pesquera artesanal o la acuicultura, ambas actividades con amplia presencia en el Mediterráneo occidental.

A pesar de estar incluida la especie en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas con la categoría de “Vulnerable”, ninguna Comunidad Autónoma con presencia de la especie cuenta en la actualidad con el plan de conservación que indica la normativa para una especie con esta categoría.

Una de sus principales amenazas, descrita en el Atlántico, es la captura accidental en artes de pesca de enmalle. También se mencionan entre sus amenazas las molestias por embarcaciones de recreo y pesca deportiva, tanto en zonas de cría como de alimentación.

Los aparatos con los que se ha equipado a estos siete ejemplares recogen, entre otros datos, la posición en la que se encuentra cada individuo con una frecuencia de entre 15 minutos y una hora. Esta información permitirá conocer con detalle cuáles son sus principales zonas de alimentación en el mar, si acuden al entorno de granjas de acuicultura, zonas de pesca de artes menores o zonas más costeras donde es frecuente la pesca recreativa.

También se podrá saber si estas interacciones tienen lugar dentro o fuera de la RAMPE. Además, se cuenta con la colaboración del Instituto Español de Oceanografía facilitando datos de localización de barcos pesqueros en las mismas zonas para caracterizar espacial y temporalmente el esfuerzo pesquero de cada flota y, de este modo, poder determinar las zonas de mayor riesgo de interacción.

Estos marcajes de cormorán moñudo se realizan en el marco del proyecto AMARYPESCA “Las aves marinas como instrumento para la mejora de la gestión pesquera y acuícola en el contexto de una RAMPE sostenible” en el que además de esta especie, también se estudian las áreas de alimentación de otras especies marinas como la pardela cenicienta, el petrel de Bulwer y la gaviota patiamarilla.

 

Consulta más información en ANSE

 
boletin sobre

Colaboramos con: